Identificación y control de Amenazas

Hoy, en Europa, siete de cada diez muertes de quebrantahuesos obedecen a causas de origen antrópico relacionadas con en el aprovechamiento de los recursos naturales, principalmente, uso ilegal de cebos envenenados e intoxicación por plomo procedente de munición de caza mayor. Desde 2004, la FG trabaja para minimizar el impacto de estas actividades en la incipiente población andaluza de quebrantahuesos.

  • Plan de acción de la FG contra el uso ilegal de cebos envenenados
  • Plan de acción de la FG para la promoción del uso de munición libre de plomo en caza mayor

Otras amenazas para la especie sobre las que trabaja la FG son:

 

  • La destrucción o alteración de su hábitat por la construcción de vías de comunicación, actuaciones forestales u otras infraestructuras y actividades.
  • La electrocución y/o choques con tendidos eléctricos de alta tensión.

Asimismo, pese a la suficiente disponibilidad de recursos tróficos en el área donde iba a iniciarse la reintroducción, la FG también ha trabajado para combatir una posible reducción de la disponibilidad de alimento debido a la importante crisis que vive desde hace años el sector ganadero y al hecho de que la existencia de carroña en el medio natural viene en buena parte determinada por el incumplimiento de la actual normativa sanitaria en materia SANDACH.

La principal innovación desarrollada en el marco de este proyecto ha sido la creación de herramientas de participación activa de los colectivos rurales en la gestión de amenazas para el quebrantahuesos, a través de la búsqueda de interlocutores rurales que ayudaran a vehicular el mensaje de manera más eficaz desde dentro de los propios colectivos diana, la conformación de redes locales de gestión de amenazas y el establecimiento de acuerdos de custodia del territorio en montes públicos con aprovechamiento cinegético y ganadero en las áreas de reintroducción.

En lo referente a mortalidad del quebrantahuesos debida a caza furtiva, la información disponible indica que esta amenaza tiene una importancia secundaria para el éxito del proyecto, ya que, si bien jugó un papel relevante en su extinción (caza y persecución directa), los casos registrados en la actualidad son puntuales. La lucha contra esta amenaza ha sido abordada de forma transversal.

Otra amenaza emergente sobre la que el proyecto ha comenzado a trabajar pese a que los ejemplares liberados aún no han fijado su territorio, son las posibles molestias derivadas de actividades de ocio activo en espacios naturales, como son el senderismo, la escalada o el parapente, cuanto no se realizan de forma controlada (ver Actividades con visitantes y usuarios de los espacios naturales).